Una granja de caracoles en el Rincón de la Victoria (Málaga)

Axarcol es una granja de reproducción y cría de caracoles (helicicultura), especializada en la variedad Hélix Aspersa, también conocida como Bover o Petit Gris. Las condiciones higiénico sanitarias en el proceso de reproducción y cría, así como la alimentación a base de piensos balanceados, permite a esta empresa desarrollar una trazabilidad que garantiza la calidad del producto para el consumo alimentario. Además, esta empresa ofrece cursos formativos sobre esta ciencia, ya que existe aún un gran vacío en este ámbito.

Una de las mayores ventajas competitivas de Axarcol, son las condiciones meteorológicas que se dan en las instalaciones en las que están ubicados, lo que supone un lugar óptimo para la reproducción y cría de estos animales.Los clientes de esta empresa son distribuidores del sector de la hostelería, junto con restaurantes, bares y hoteles, a los que sirven directamente. Además, sirven a empresas que realizan comidas precocinadas y que incluyen los caracoles en alguno de sus platos.

Axarcol ha obtenido el sello Sabor a Málaga, y su granja está inscrita en el Registro de Explotaciones Ganaderas de Andalucía.

Personas

Juan, que había trabajado como director de banco y como director de tiendas en aeropuertos, decidió emprender este modelo de negocio a los 51 años después de quedarse sin empleo. Para poder hacer realidad este proyecto, se asoció con Alberto, su socio colaborador.

Cuando Juan se quedó sin empleo, empezó a estudiar las opciones que había de emprender un negocio propio, y tras analizar datos de consumo, identificó una oportunidad en el negocio de las granjas de caracoles.

Ser decidido, no tener miedo a empezar una actividad distinta a la que venías haciendo y ser inquieto para aprender de manera autodidacta, han sido tres de las características más importantes para que este emprendedor haya podido crear esta empresa.

Dificultades y amenazas

Las dificultades en los inicios de esta empresa han sido de tres tipos. Por un lado las trabas administrativas al empezar a desarrollar una actividad nueva, lo que te llevaba a la segunda dificultad, la falta de ayudas, al no estar esta actividad contemplada. Y por último, las dificultades propias de la actividad, como por ejemplo las condiciones meteorológicas.

En lo referente a amenazas, Juan cree que las dos mayores para su empresa son la incertidumbre respecto a las condiciones meteorológicas, y la permisividad de las autoridades, que permiten la entrada en España de caracoles de otros países sin trazabilidad alguna.

Evolución

Axarcol, gracias a su buen hacer, ha ampliado sus instalaciones de 300 a 2.000 m². Otro punto importante para la reproducción y cría de caracoles, ha sido la creación de la Asociación de Criadores Helicicultores de Andalucía, en la que ha participado Juan, siendo la misión de ésta la defensa del producto nacional, y ofrecer ayuda y asesoramiento a los asociados.

Claves del éxito

La formación que ha ido adquiriendo este emprendedor ha sido una de las claves del éxito de Axarcol, siendo la mayor parte de la misma de manera autodidacta, al no haber prácticamente cursos oficiales de esta especialidad. En este mismo sentido, Juan cree que otro factor clave ha sido aprender de los errores y no lamentarse de ellos, para cada vez ir adquiriendo más experiencia en su trabajo.

Por la experiencia que ha tenido Juan, éste aconseja a las personas que quieran emprender que se formen mucho en el ámbito en el que estén pensando desarrollar sus proyectos empresariales, ya que esto hará que cometan menos errores.

Más info: www.granjadecaracoles.com

Fuente: Andalucía Emprende

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *